Profesión

El peor y el mejor trabajo (Profesión)

Me encontraba en los tramos finales de la escritura de este libro cuando una mañana escuché a un par de comentaristas radiales afirmar con absoluta certeza que “no hay peor trabajo que el de Presidente de un país”. La revelación estaba motivada por la sincrónica serie de cánceres que afectaba a mandatarios latinoamericanos.